miércoles, 27 de mayo de 2015

El control de la prensa local de Vigo, principal arma que nuestro alcalde-dictador, Abel Caballero, emplea contra los vigueses.

   En Vigo tenemos un grave problema: la información que llega a la mayoría de los vigueses está controlada por el alcalde (que según afirmó un concejal del PP en el pleno de febrero - y el dato no fue refutado- ha gastado 35 millones de euros en publicidad y propaganda en los años que lleva gobernando).
   No hay verdadera democracia si quien gobierna manipula la información (y además lo hace pagando con dinero que es de todos los vigueses, no suyo ni del PSOE).
   El control de la prensa local, la mentira y el engaño constante a los ciudadanos son armas principales del Dictador de Vigo, Abel Caballero, que explican su reelección.

  Voy a exponer un ejemplo que ilustra y demuestra la manipulación informativa que sufrimos los vigueses. El lunes día 23 de febrero varios miembros de Xuntos asistimos al pleno del Ayuntamiento, y exigimos una comisión de investigación por los casos de enchufismo, especialmente por el de la cuñada de Carmela Silva, quien días antes había sido imputada junto con otras tres personas por presuntas contrataciones delictivas realizadas por el ayuntamiento y sus empresas auxiliares.
  Al escuchas nuestras protestas, la teniente de alcalde dijo gritando que nos iba a poner a todos una querella criminal; más adelante nos llamó calumniadores profesionales, y añadió que teníamos muchas multas sin pagar y que alguno de nosotros había cometido graves irregularidades urbanísticas.
   Al día siguiente, 24 de febrero, el periódico local más leído en nuestra ciudad, el Faro de Vigo, ponía un gran titular con la noticia: Silva anuncia una querella por calumnias contra Xuntos por las acusaciones de "enchufismo".
   Resulta intolerable que un político al que se le piden que responda por unos hechos que le afectan directamente y por los que tanto el Fiscal como el Juez del Juzgado Nº 7 de Vigo han considerado que constituyen un presunto delito, no sólo no responda ni aclare nada, sino que además amenace a los ciudadanos que le pedimos explicaciones con denunciarles. Como es intolerable, la plataforma Xuntos presentó una denuncia en la Fiscalía contra Carmela Silva, por coacciones y amenazas.
  Xuntos difundió a todos los medios de comunicación que había presentado esa denuncia.
  Al día siguiente La Voz de Galicia en su edición de Vigo ofrecía a los ciudadanos la noticia resaltada, ocupando más de media página, con el siguiente titular: "Xuntos denuncia a Carmela Silva por coacción tras sus amenazas":
   El Faro de Vigo en cambio puso la noticia en un pequeño recuadro, al pie de una página de variedades, de manera que casi pasaba desapercibida. El titular era: "Xuntos presenta una denuncia contra Carmela Silva por difamaciones".

    Es curiosos: cuando Carmela Silva anuncia una Denuncia contra Xuntos, merece un gran titular. Y cuando Xuntos denuncia a Carmela Silva, el Faro esconde la noticia. Pero además, resulta que Carmela silva nunca puso la denuncia que anunció, y Faro de Vigo no dijo nada sobre el particular.
   El otro periódico local, Atlántico Diario, ni  siquiera sacó la noticia de la denuncia presentada contra la teniente de alcalde.

   PD: ¿Son culpables de algo los medios citados? Tanto Faro como Atlántico, y también La Ser, TeleVigo... son empresas privadas que están aguantando la crisis como mejor pueden: y consideran que el dinero que les da el alcalde (a cambio de su apoyo y defensa, o de su silencio) les es imprescindible para sobrevivir... Lo suyo es un negocio, les da igual engañar a sus lectores, y como empresa no tienen una obligación ética con los ciudadanos de Vigo
   Alguien podría decir que los culpables de dejarse engañar son los ciudadanos acríticos... Pero eso es muy matizable. En el siguiente artículo disertaré sobre lo que podemos hacer los vigueses para combatir la dictadura y la manipulación informativa.


No hay comentarios:

Publicar un comentario